Skip navigation links
Agricultura y alimentación
Automoción
Bienes inmuebles
Ciencias de la vida
Defensa y aviación
Energía y renovables
Finanzas
Infraestructura
Maquinaria
Minería y metalurgia
Sector químico
Servicios empresariales
TIC
Turismo
Esta página es la página de vista preliminar.
Haga clic aquí para volver a la página.
Imprimir página
 

Automoción  

Los cimientos de la industria automotriz en Turquía datan de principios de los años 60. Durante un período de rápida industrialización y progreso, este sector clave experimentó una gran transformación, que pasó de un grupo de socios asamblearios a una industria de gran alcance con capacidad de diseño y de producción masiva. Entre 2000 y 2017, los fabricantes de equipos originales (OEM) invirtieron 14 000 millones de dólares en sus operaciones en Turquía. Estas inversiones contribuyeron notablemente a desarrollar sus capacidades de fabricación, que a su vez convirtieron a Turquía en una pieza importante de la cadena de valor global de los OEM internacionales. La industria automotriz de Turquía, además de cumplir e incluso superar los estándares internacionales de calidad y seguridad, ofrece actualmente una gran competitividad y eficiencia gracias a la producción de valor añadido.

 

  • La combinación de personal altamente cualificado y competitivo, un dinámico mercado local y una ubicación geográfica favorable ha contribuido a que la producción de vehículos de 13 OEM internacionales en Turquía se incrementara de 374 000 en 2002 a más de 1,7 millones de unidades en 2017. Esto representa una tasa de crecimiento anual compuesto (CAGR) de aproximadamente un 10 por ciento durante el mismo período.
  • El considerable crecimiento del sector automotriz en Turquía condujo a este país a convertirse en el 14º fabricante de vehículos más importante del mundo y el 5º más importante de Europa a finales de 2017.
  • Turquía ya se ha convertido en un centro de excelencia, especialmente en lo que respecta a la fabricación de vehículos comerciales. A finales de 2016, Turquía se erigió como fabricante número uno de vehículos comerciales ligeros (LCV) en Europa.
  • El actual objetivo del sector automotriz de Turquía, con un reconocido centro de producción de excelencia, es mejorar sus capacidades de I+D, de diseño y de generación de marca. A finales de 2017, ya funcionaban en Turquía 132 centros de I+D y diseño pertenecientes a fabricantes y proveedores del sector automotriz.
  • Cabe mencionar como notables ejemplos de marcas internacionales con actividades de desarrollo, de diseño y de ingeniería de productos en Turquía a Ford, Fiat, Daimler, AVL y Segula. El centro de I+D de Ford Otosan es uno de los tres centros de I+D internacionales más importantes, mientras que el centro de I+D de Fiat en Bursa es el único centro de la compañía italiana que suministra al mercado europeo fuera de sus fronteras. Mientras tanto, el centro I+D de Daimler en Estambul complementa las actividades de fabricación de camiones y autobuses de la compañía alemana en Turquía. AVL Turquía, que abrió su 2º centro de I+D en Turquía, ha comenzado a desarrollar tecnologías de vehículos autónomos e híbridos.
  • Turquía ofrece un entorno de apoyo en las cadenas de suministros. Existen cerca de 1100 proveedores de componentes que contribuyen en la fabricación de los OEM. Los componentes se envían directamente a las líneas de producción de los fabricantes de vehículos, de manera que el índice de localización de los OEM varía entre el 50 y el 70 por ciento.
  • En Turquía está la casa madre de muchos proveedores internacionales. Hay más de 250 proveedores internacionales que tienen en Turquía su base de producción, 28 de los cuales se encuentran entre los 50 proveedores internacionales más importantes.
  • Los fabricantes de vehículos recurren cada vez más a Turquía como base de producción para sus exportaciones. Prueba de ello es el hecho de que cerca del 80 por ciento de la producción en Turquía estaba destinada al mercado extranjero en 2017. El mismo año se exportaron más de 1 300 000 vehículos desde Turquía a mercados extranjeros. Además, Turquía fue el primer exportador de vehículos a los mercados europeos con 986 000 unidades en 2017.
  • Alemania, Francia, Italia, Reino Unido y España son actualmente los principales clientes de las exportaciones de la industria automotriz turca, pero existe una tendencia diversificadora de los destinos de exportación, con empresas que desean irrumpir en países vecinos con economías emergentes donde hay un considerable potencial de demanda para vender vehículos nuevos.
  • El aumento de la renta per capita desde 3000 dólares en los primeros años de la década 2000 hasta los 11 000 dólares en 2017 ha aumentado las ventas en el mercado de vehículos de motor. La cifra promedio de las ventas anuales del sector rondó las 360 000 a principios de los 2000, mientras que el promedio de ventas aumentó hasta cada 1 000 000 en 2017.
  • A pesar de este fuerte crecimiento de las ventas, la presencia del automóvil en Turquía (165 vehículos por cada 1000 personas) está por debajo de la media europea de 500. Esto indica que hay un margen muy amplio para los fabricantes de vehículos en el mercado local. Un mayor poder adquisitivo en combinación con un bajo índice de propiedad de vehículos debería contribuir al aumento de ventas de automóviles en los próximos años.